Buscando Nortes

La suspensión de la nave aún resiste, vaya uno a saber por qué.  Por lo tanto los petates, el tanque casi lleno y la imperante necesidad de retomar la ruta.  Con las últimas fuerzas de la garganta, en el ocaso de la existencia de ese ordinario pajarillo extraordinario, nos disponemos a echar unos últimos cánticos mirleanos antes de entregarnos a la dulce muerte del olvido.  Ja.
La nave despega y rumbea dicharachera hacia septiembre con afán de festivales.
El itinerario: Primero, Catamarca, el festival don Quique.  Segunda parada, San Miguel de Tucumán.  Y por último, Tafí Viejo, y el Tinku.  Allá vamos yendo, que aun estamos frescos de alas....